Estás aquí
EEUU: Juez ordena liberación inmediata de niño brasileño EE.UU. Feature Inmigración La Mega 1 

EEUU: Juez ordena liberación inmediata de niño brasileño

En entrevista con The Associated Press, el miércoles 27 de junio de 2018 en Evanston, Illinois, Lidia Karine Souza, una brasileña que solicita asilo en Estados Unidos, mira fotos de ella con su hijo de 9 años, Diogo, con quien pudo reunirse luego de semanas de separación. (AP Foto/Charles Rex Arbogast)

Por MARTHA IRVINE y MICHAEL TARM

CHICAGO, Illinois (AP) — Un juez federal de Chicago ordenó el jueves la liberación inmediata de un niño brasileño de 9 años que fue separado de su madre en la frontera de Estados Unidos con México.

En entrevista con The Associated Press, el miércoles 27 de junio de 2018 en Evanston, Illinois, Lidia Karine Souza, una brasileña que solicita asilo en Estados Unidos, llora al recordar las penurias que sufrió hasta poder reunirse con su hijo de 9 años luego de semanas de separación. (AP Foto/Charles Rex Arbogast)

El juez Manish Shah indicó que Lidia Karine Souza puede tener la custodia de su hijo de nombre Diogo, quien ha pasado cuatro semanas en un albergue contratado por el gobierno federal en Chicago. La madre solicitó asilo a las autoridades estadounidenses y fue liberada de un centro de detención de Texas el 9 de junio.

El martes, otro juez federal falló que el gobierno del presidente Donald Trump debe reunir a más de 2,000 niños migrantes con sus padres en máximo 30 días, o 14 en el caso de los menores de 5 años.

De todas formas, los abogados de Souza interpusieron una demanda contra el gobierno de Trump y se presentaron a una audiencia de emergencia el jueves para exigir que el menor fuera liberado inmediatamente. Diogo ha estado solo en una habitación y en cuarentena con varicela la mayor parte del tiempo en el albergue. Celebró su noveno cumpleaños el lunes, sin su madre.

Souza ha dicho que tenían permitido llamadas telefónicas de 20 minutos a la semana, en las que el niño le suplicaba que hiciera todo lo que estuviera en sus manos para poder reunirse. La madre, de 27 años, buscó durante semanas a Diogo luego de que fueron separados en la frontera sur a fines de mayo. Cuando fue liberada del centro de detención de Texas, llenó unos 40 formularios que según las autoridades estadounidenses eran necesarios para recuperar a su hijo.

Luego le dijeron que las normas habían cambiado y que cualquier familiar suyo que viviera con ella en Estados Unidos debía presentarse para dejar sus huellas dactilares y más documentos.

En la audiencia realizada el jueves, el abogado del gobierno federal Craig Owsald dijo que los funcionarios estadounidenses han sido “criticados anteriormente” por no ser minuciosos en las revisiones de antecedentes, las cuales indicó que se llevan a cabo para garantizar la seguridad de los menores.

Souza emprendió el viaje a Estados Unidos para estar a salvo, pero no es la seguridad que buscaba para ella y su hijo. Este no era su sueño americano.

“Esto es una pesadilla”, dijo en una entrevista hace unos días en un hotel de Chicago.

Durante la audiencia, el juez Shah preguntó a la abogada del Departamento de Justicia Sarah Fabian sobre si el gobierno tiene un proceso en el cual el estatus del niño podría ser cambiado de “sin compañía de un adulto” a “menor acompañado” para que fuera más fácil liberarlo y reunirlo lo más pronto posible con su madre.

Las autoridades determinaron automáticamente que Diogo estaba “sin la compañía de un adulto” luego de que su madre fue detenida en la frontera.

“No que yo sepa, su señoría”, respondió Fabian.

Tras una pausa, Shah dijo que la falta de un proceso podría provocar problemas importantes relacionados con la Constitución. No entró en detalles.

Artículos relacionados