Suárez lidera ofensiva de los Rojos

ALFREDO YÁÑEZ    

alfredo.yanez@lamegamedia.com 

COLUMBUS, Ohio  — El tercera base venezolano de los Rojos de Cincinnati, Eugenio Suárez, lidera tres de los cinco departamentos ofensivos del equipo. Jonrones,  anotadas y carreras impulsadas figuran entre las estadísticas que definen a este infielder de 28 años de edad, quien destaca por su poder para sumar en las esperanzas de la otrora gran maquinaria roja.

La muy competida División Central de la Liga Nacional, tiene a los Rojos en una posición comprometida, aunque aun falta más de un mes de temporada y un impulso final puede meter al equipo en la pelea por el banderín, hoy en los cálculos de los Cachorros de Chicago.

Suárez contabiliza cinco temporadas con Cincinnati, y en todas ha demostrado contacto y poder, sin embargo fue en la zafra pasada cuando más mostró su fuerza al despachar 34 jonrones, cifra tope personal, que parece romperá en esta misma campaña.

“Para mí, ese es mi objetivo cada año, romper mis números. Eso se siente realmente bien”, dijo Suárez justo después de batear el estacazo 33 de la campaña.

Eugenio Suárez luego de conectar uno de sus más de 30 jonrones durante esta temporada. (Cortesía/REDS)

El antesalista es uno más en la extensa lista de jugadores latinos que han defendido con prestancia el uniforme de los Rojos, entre ellos el cubano Tany Pérez o el venezolano David Concepción, cuyos números fueron retirados del equipo en honor a lo hecho por ellos en el terreno.

Suárez llegó a los Rojos el 11 de diciembre de 2014, junto al lanzador Jonathon Crawford, a cambio del abridor Alfredo Simón.

El 11 de junio de 2015, se convirtió en el campocorto titular de los Rojos luego de una lesión de Zack Cozart que lo dejó fuera de acción por el resto de la temporada.

Finalizó el 2015 con .284 de promedio, 13 jonrones y 48 impulsadas.

En 2016, se desempeñó como el tercera base titular del equipo, luego que Todd Frazier fuera transferido a los Medias Blancas de Chicago y Cozart regresara de la lista de lesionados.

En 159 juegos, registró un bajo promedio de .248, pero estableció marcas personales con 21 jonrones, 70 impulsadas y 78 anotadas.

En 2017, mejoró sus números del año anterior, al registrar promedio de .260, 26 jonrones, 82 impulsadas y 87 anotadas en 156 juegos.

Para la temporada 2018, fue considerado el décimo mejor tercera base de la Liga Nacional.

Firmó una extensión de siete años y $66 millones con los Rojos.

Luego de batear para promedio de .315 con 19 jonrones y 68 impulsadas durante la primera mitad de la temporada, fue convocado por primera vez al Juego de Estrellas.

Finalizó la temporada con un promedio de bateo de .283 y lideró a los Rojos con 34 jonrones y 104 impulsadas.

Artículos relacionados

%d bloggers like this: